Documento sin título

¿Sabías que las grasas del aguacate son lo más cercano a las que componen nuestra piel? ¿O que el ácido del limón es una alternativa mucho más suave para tu cabello que la mayoría de los productos químicos que existen en el mercado? La próxima vez que tu cabello luzca opaco o necesite una ayudadita, prueba alguna de estas recetas de Mother Nature Work y que puedes preparar con ingredientes de tu propia cocina.

 

Estilos de peinados

Los peinados son las diversas formas en las que una persona puede acomodar el cabello, sea propio o no.

Existen diversos tipos de peinados, pueden clasificarse en:

Peinados casuales: son para lucir de forma casual o eventual pero aún así elegante. Existe una gran variedad de peinados de este estilo, generalmente muy elementales para poder hacerse todos los días sin tener que ir a la peluquería. Pueden ser adaptados a todo tipo de pelos, lacios, ondulados, corto, largo, con o si flequillo.
Dentro de éste se incluyen los peinados con pelo semi recogido o recogido.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Peinados con trenzas: estos son una buena opción a la hora de querer innovar en algún acontecimiento particular, incluso pueden ser vistos en cenas de gala. Si bien en este tipo de eventos es recomendable ir a la peluquería, las trenzas pueden ser adoptadas como peinados cotidianos.  No son difíciles de aprender a hacer uno mismo, en muchos catálogos y revistas las técnicas son enseñadas.


 

Tipos de trenzas para el pelo y cómo se hacen

Cuando se trata de peinados con trenzas que están de moda, dispones de muchas opciones entre las cuales puedes elegir la que más te guste y te favorezca. Además de hacer una trenza, dos trenzas o varias trenzas sobre la cabeza, puedes elegir entre varios estilos y combinaciones más elaboradas; como son las trenzas francesas y las trenzas cola de pescado, entre otras más.

A continuación mencionaremos algunos de los tipos de trenzas y te diremos los pasos que debes 

Trenzas inglesas

 

Este es uno de los estilos de trenzas más sencillos, para hacer una trenza inglesa sólo hay que tejer tres hebras de cabello juntas. Para hacer una trenza inglesa básica sólo tienes que dividir el pelo en tres partes iguales. Hacer una sección central y dos secciones laterales (izquierda y derecha).

Inicia la trenza llevando la sección izquierda sobre la sección del centro, de modo que la sección izquierda pase a ser la sección central. Luego llevas la sección de cabello derecha sobre la sección media; de modo que la sección derecha pase a ser la sección central. Lleva la sección izquierda sobre el centro y la sección derecha sobre el medio. Continúa trenzando hasta que sólo queden unos centímetros de cabello y luego ajusta la trenza usando una banda elástica o una cinta.

Para hacer coletas trenzadas con este estilo simplemente tienes que separar el pelo en dos secciones y dividir cada sección en tres partes de igual tamaño.

Trenzas cola de pescado

 

La trenza cola de pescado lleva ese nombre debido a que el acabado del estilo se asemeja a la textura de las escamas de los peces. A diferencia de las trenzas básicas, las trenzas cola de pescado sólo utilizan dos secciones de cabello.

Divide el pelo en dos secciones, separando  en el centro hacia abajo. En la parte de la nuca, lleva una pequeña cantidad de cabello de la sección derecha hacia la izquierda, no más gruesa de 1/2 pulgada. Continúa llevando la sección de 1/2 pulgada de derecha a izquierda y de izquierda a derecha hasta que sólo queden unos pocos centímetros de cabello en la parte inferior. Asegura el extremo de la trenza con una banda elástica.

Trenzas francesas

 

La trenza francesa se inicia en la parte superior del cráneo y continúa en la parte posterior. Es una buena opción cuando se quiere mantener el cabello completamente alejado de la cara. También funciona para las ocasiones más formales, como son las fiestas.

Para hacer una trenza francesa debes reunir una pequeña sección de cabello en la parte superior del cráneo y dividir esta sección en tres secciones más. Lleva la parte derecha sobre el centro y la sección izquierda sobre la derecha (que ha pasado a ser la sección central). Mientras trenzas ve añadiendo una pequeña cantidad de cabello a la sección derecha y luego llévala sobre la sección central. Añade otra sección de pelo a la sección izquierda y luego llévala sobre la sección media.

Continúa trenzando, añadiendo secciones pequeñas de 1/2 pulgada a las demás secciones; hasta que llegues a la nuca y todo el pelo quede dividido en tres secciones.

El resto del pelo lo puedes trenzar como si se tratara de una trenza inglesa. Finalmente, asegura el extremo de la trenza con una banda elástica.

 

Trenzas holandesas

 

Las trenzas holandesas son la inversa de las trenzas francesas. En este caso debes dividir el cabello en una sección de pelo que quede en la parte central superior de la cabeza y dividirla en tres secciones iguales. Lleva la sección derecha sobre la sección media y la sección izquierda por debajo de la sección central.

Agrega una pequeña cantidad de cabello a la sección derecha antes de volverla a llevar hacia la sección central y añade una pequeña cantidad de pelo a la sección izquierda antes de llevarla por debajo de la sección media. Continúa trenzando y añadiendo pequeñas cantidades de cabello a medida que avanzas hasta llegar a la nuca.

Trenza el resto del cabello llevando las sección una debajo de la otra para finalmente atar los extremos con una banda elástica.


Tips para el cuidado del cabello

A partir de hoy nos proponemos tener un cabello perfecto. ¿Quiénes se anotan? ¡Me imagino que todas! Es que si tuviéramos la varita mágica de la belleza todas las mujeres haríamos que nuestro pelo esté fuerte y sano, bien brillante, sedoso e hidratado, como el de las modelos de las publicidades.

¿Y si te digo que no es necesario tener una varita mágica para lograrlo? Simplemente tienes que leer esta recopilación de TipsiMujer con 10 tips para un cabello perfecto; son consejos sencillos, accesibles y que prometen fantásticos resultados en las cabelleras. ¡A no perdérselos!

 

Cepillar el cabello todos los días

¿Quieres que el cabello crezca rápidamente? Entonces, hazte amiga del peine y del cepillo todos los días. Un sencillísimo truco, que realmente no cuesta nada, paratener el pelo sano y lindo es peinarlo y cepillarlo al menos 3 veces al día, una de ellas antes de acostarnos a dormir. Esto estimula la circulación sanguínea en el cuero cabelludo, que permite que el cabello crezca más y más saludable.

 

 

Enjuagar con agua fría

Grábalo en tu memoria: al cabello se lo enjuaga con agua medianamente fría o, a lo sumo, templada. Con esto no quiero decirte que debas bañarte con agua helada; se trata simplemente del último enjuague. El agua caliente “lastima” nuestro cuero cabelludo, haciendo que el pelo se vea seco y sin brillo. El agua fría, en cambio, sella las cutículas del pelo lo que vuelve a los cabellos mucho más brillantes y sedosos porque reflejan mejor la luz. Por si fuera poco, acelera el crecimiento del cabello

Quitar nudos

¡Qué molestos son los nudos en el cabello! Una melena repleta de nudos no se ve nada prolija y, además, hacen imposible cualquier peinado. ¿Un truco para quitar nudos en el cabello fácilmente? Tienes que colocar un poco de aceite -puede ser aceite de oliva, aceite de jojoba o coco- en tus manos y mojar los nudos hasta cubrirlos completamente. Esperas 20 minutos y con los dedos los vas desenredando.

 

Quitar nudos

¡Qué molestos son los nudos en el cabello! Una melena repleta de nudos no se ve nada prolija y, además, hacen imposible cualquier peinado. ¿Un truco para quitar nudos en el cabello fácilmente? Tienes que colocar un poco de aceite -puede ser aceite de oliva, aceite de jojoba o coco- en tus manos y mojar los nudos hasta cubrirlos completamente. Esperas 20 minutos y con los dedos los vas desenredando.

Cortar las puntas cada tanto

Cortas las puntas del cabello no hace que el pelo crezca más rápido... ¡Esto es un mito! De todas maneras, es necesario que lo hagamos para que el pelo crezca saludablemente, y también para que se vea más lindo y cuidado: ¿acaso prefieres quedarte con las puntas abiertas y florecidas? Es el truco más fácil y obvio para eliminarlas.